1.3.09

EL LECTOR

Año de publicación: 1995.
Autor: Bernhard Schlink, escritor y jurista alemán.
Editorial: Anagrama, 1997, Barcelona.
Páginas: 203.

Resumen:

Trata sobre el holocausto pero narrado en primera persona por uno de los dos protagonistas, Michel Berg, primero de adolescente y luego como estudiante de Derecho. El otro personaje clave es Hanna, la mujer a la que Michel amó de adolescente y vuelve a encontrar con el paso de los años involucrada en un juicio sobre los crímenes de guerra en la Alemania nazi; amor y repugnancia es lo que siente al volver a verla, quiere comprender y no juzgar pero no sabe si podrá. La novela analiza una misma época pero desde la perspectiva de dos generaciones que, sin embargo, el destino quiso entrelazar con una historia de amor. En cada encuentro de la pareja hay siempre un ritual manifiesto en el que el baño de los amantes y la lectura tienen una especial relevancia.

Opinión:

De lectura amena y sencilla, sin adornos, pero que cautiva desde la primera página. Ahora mismo está en las carteleras de toda España pero recomiendo leerlo antes de ver la película (cosa que yo aún no hice, me refiero a lo de ver la película). Es un libro pequeño que si gusta se devora en dos o tres días. Invita a la reflexión sobre la condición humana.

Retales del libro:

Muy enamorado Michel le escribe a Hanna este poema:

Cuando nos abrimos,
tú a mí y yo a ti,
cuando nos sumergimos,
tú en mí y yo en ti,
cuando nos olvidamos,
tú en mí y yo en ti.

Sólo entonces
yo soy yo
y tú eres tú.

(pág. 58).

En la segunda parte del libro, al separarse,...

"No olvidé a Hanna, desde luego, pero en algún momento su recuerdo dejó de acompañarme a todas partes. Quedó atrás, como queda atrás una ciudad cuando el tren sigue su marcha. Está allí, en algún lugar a nuestra espalda, y si hace falta uno puede coger otro tren e ir a asegurarse de que la ciudad todavía sigue allí. Pero ¿para qué hacer tal cosa? (pág. 83).

Y cuando descubre el horror en el que Hanna vivió esos años, lejos de él.

Durante el juicio:

"Quería comprender y al mismo tiempo condenar el crimen de Hanna. Pero su crimen era demasiado terrible. Cuando intentaba comprenderlo, tenía la sensación de no estar condenándolo como se merecía. Cuando lo condenaba como se merecía, no quedaba espacio para la comprensión".

4 Comments:

La Dama Se Esconde said...

Habrá que ver la película, para ver si nos gusta tanto como el libro.
Biquiños

MONICA said...

Hola, ¿Cómo estás?, yo agradecida por tu sugerencia y quería avisarte que tienes una cosita en mi blog, si te sientes con ánimo para recogerlo hoy o cuando tu quieras. un abrazo y espero conocerte un poquito más.

Penélope said...

Gracias por el Premio Meme, Mónica.
Un abrazo.

Penélope said...

Pues estuve a punto (falló el ánimo) de verla este fin de semana aprovechando que la "Baby" se fue al cine con una amiga

Se ha producido un error en este gadget.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...